La Parroquia de Santa María Madre de la Iglesia en el barrio de las Fuentezuelas vivió en la jornada del Sábado un día de felicidad e intensidad. Se pudo ver por primera vez la talla del Señor de la Caridad.

Una bendición esperada la de la talla de Jesús de la Caridad, obra del sevillano Miguel Cordero y que representa el momento en el que el Señor fue presentado ante Caifás.

PASAJE EVANGELICO

Los que prendieron a Jesús Lo llevaron ante el sumo sacerdote Caifás, donde estaban reunidos los escribas y los ancianos. 58 Pedro fue siguiendo de lejos a Jesús hasta el patio del sumo sacerdote, y entrando[a], se sentó con los guardias[b] para ver el fin de todo aquello.

59 Y los principales sacerdotes y todo el Concilio (Sanedrín) procuraban obtener falso testimonio contra El, con el fin de dar muerte a Jesús, 60 y no lo hallaron a pesar de que se presentaron muchos falsos testigos. Pero más tarde se presentaron dos, 61 que dijeron: “Este declaró: ‘Yo puedo destruir el templo[c] de Dios y en[d] tres días reedificarlo.’”

62 Entonces el sumo sacerdote, levantándose, Le dijo: “¿No respondes nada? ¿Qué testifican éstos contra Ti?” 63 Pero Jesús se quedó callado. Y el sumo sacerdote Le dijo: “Te ordeno por el Dios viviente que nos digas si Tú eres el Cristo (el Mesías), el Hijo de Dios.” 64 Jesús le contestó: “Tú mismo lo has dicho; sin embargo, a ustedes les digo que desde ahora verán al Hijo del Hombre sentado a la diestra del Poder, y viniendo sobre las nubes del cielo.”

65 Entonces el sumo sacerdote rasgó sus vestiduras, diciendo: “¡Ha blasfemado! ¿Qué necesidad tenemos de más testigos? Ahora mismo ustedes han oído la blasfemia. 66 ¿Qué les parece?” “¡El es digno de muerte!” le contestaron. 67 Entonces Le escupieron en el rostro y Le dieron puñetazos; y otros Lo abofeteaban[e], 68 y Le decían: “Adivina[f], Cristo (Mesías), ¿quién es el que Te ha golpeado?”